El siniestro linchamiento de Gadafi

Vicky Peláez


La guerra no es más que un asesinato en masa, y el asesinato no es progreso” (Alphonse De Lamartine).

Cuidaron especialmente que todo quede grabado para la historia, y lo transmitieron en vivo y directo, el horror segundo a segundo como si quisieran mostrar al mundo el poder de la hiena ensañándose con la victima caída, pero cuando ya no cabía nada más para el asombro, entre la horda de victimarios se escucharon los gritos de dolor, la metralla persistente y también las voces, claras y nítidas diciendo en perfecto castellano y con acento sudamericano: ¡mátenlo ya, maten ya a ese hijo’ e puta!, deja que lo fusilen!

Anuncios
Etiquetas: